RELATOS COTIDIANOS: NUEVO PERO REPETIDO (bajo licencia de Creative Commons)

14 mayo 2011

NUEVO PERO REPETIDO (bajo licencia de Creative Commons)

Allá por mediados de 2009, Marcela tuvo la gentileza de invitarme a escribir un post, así que, al tener uso de la palabra  aproveché para hablar de mí.
No, no fue una cuestión de egocentrismo, es que con mi edad, le hice honor al nombre de su blog "Mujeres de 40".
Hace unos días encontré este pequeño relato y se me ocurrió publicarlo. Aquí se los dejo.


Hace unos días yo hablaba de una nueva incursión en el tema de las dietas. Debe ser la número…bueno, no me acuerdo.
No se cuántas veces engordé y bajé de peso a lo largo de mi vida. Pero en este último año me ha pasado lo que nunca. Al mirarme al espejo, no me horrorizo más. La imagen que me devuelve, lógicamente no me agrada, pero estoy aceptándola con mucha tranquilidad.
Si bien nunca tuve un cuerpo “escultural”, siempre traté de cuidarme para sentirme bien.
Y ahí está la clave: me siento bien.

No me visto a la moda. Para mí, la moda es lo que me queda bien. No me peino como las modelos. Elijo el corte que me sienta cómodo. No acepto más imposiciones desagradables. Sólo trato de aceptar aquellas cosas que me dan placer y me hacen feliz.

Este cambio no se produjo de un día para el otro. Fue gradual. ¿Será madurez? ¿Estaré envejeciendo?
Supongo que hay un poco de cada cosa.

La ropa, el cuerpo y la imagen han pasado a un segundo plano en mi vida. Y no es que me esté convirtiendo en un “escracho” sin remedio. Solamente ya no forman parte de mis prioridades.
Hoy mi prioridad es ser quien quiero ser.

Creo que los 40 marcan un punto de inflexión. Representan un antes y un después.

La mayoría de las mujeres de esta edad recordamos nuestra juventud con cariño, pero no ansiamos volver a ese espacio de nuestras vidas. Y aún observamos la vejez como un hecho lejano, lo cual nos permite seguir moldeando nuestro presente y planificar nuestro futuro.
Pero así y todo no deseamos saltear etapas. Pretendemos vivir cada día aprovechándolo al máximo. Solemos tener proyectos y nos apoyamos en ellos.

No salimos a conquistar hombres. Salimos a conquistar el mundo, que ahora sentimos más propio que nunca.

En fin, podría asegurar que a esta edad nos conocemos lo suficiente como para encontrar el equilibrio justo en todos los ámbitos que nos propongamos explorar.

Yo siempre digo que quizás no sepa qué es lo que quiero, pero estoy absolutamente segura de cuáles son las cosas que ya no quiero.

Cuando andamos por los 20, vemos a los 40 como algo que nunca llegará. Sin embargo, yo que los he cumplido, tengo la certeza de estar en lo mejor de mi vida.
¿Por cuánto tiempo? No importa. Me siento bien conmigo y ese es el primer paso para lo que vendrá.



17 comentarios:

reflejos femeninos dijo...

bueno empecé tu libro, ya terminé hasta el prólogo por hoy y tengo que comentarte que yo también antes, pensaba y dejaba lo mío para después, a medida que mi hija fue creciendo, me permití darme el mismo lugar que tinen los integrantes de mi pequeña family, y con un chiquito mas de atención a mi niña. Eso te hace bien, porque además de que la rutina es cansadora, te anula no hacer nada de lo que quisieras hacer, entonces yo mezclo, combino, trato de cumplir con lo que puedo, sino mañana será otro día....
besosos

Gamar dijo...

Que justa tu entrada. Será ese número que provoca un quiebre?
No puede ser. Es sólo un número.
Pero me pasa muy seguido que ando pasando por situaciones especiales y todo lo que leo me habla de lo mismo.
Beso

Gla dijo...

Totalmente de acuerdo...los números "redondos" pegan de manera distinta al cumplir años. Yo ya voy por los 44, pero fue a los 40 que agarré el volante de mi vida realmente.
Es cierto lo que decís de la imagen, tratamos de vernos bien pero no nos preocupa ser perfectas...Sólo nos interesa sentirnos bien....Y en ese camino sigo...

Cecy dijo...

Recuerdo haberlo leído en su momento. Cuando lo publicaste en el blog de mujeres de 40. Me gusto en ese entonces y mas me gusta al volver a leerlo.
Comparto lo dicho, y mientras te estaba leyendo me sonreí con el tema del peso.
Siempre fui muy flaquita y ahora que ya van hacer cuatro meses que deje de fumar me gane unos cuantos kilitos de mas que con amor los quiero despedir, pero ellos hacen fuerza para quedarse. Lo cierto es que ya me tomo todo con otro humor.
Por suerte.

Un gran abrazo Fabi!

Cris dijo...

ajajaja Bichi !!! si los 40 son un punto de Inflexión , que son los Sincuentay?... un Manchón en el Calendarío de cualquier Mujer , Amiga , si a los 40 te cuidás para verte bien , a los Sincuenta te cuidás para poder Verteeee! , la Moda ? , te incomoda,los kilos no quieren bajarrrrrr , con el pelo hacemos lo que se deja hacer, No salimos a conquistar Hombres , y el Mundo ya nos arrasó.Aún así Faby , te digo estoy "Mas allá del Horizonte ", nada me jode , y estoy Feliz Conmigo.
Buen Finde
Cris//mujeresdesincuentay

Gla dijo...

Volví a pasarte esta receta que encontré en Facebook!!
Ya sé por qué estoy engordando!!!...Es el Shampoo!!!Hoy me dí cuenta que dice "Para dar cuerpo y volumen!!"Asi que desde hoy comienzo a bañarme con lavaplatos, que dice "Disuelve la grasa, hasta las más difíciles!!"
jajajjaja...Me morí!!!!

Lady Baires dijo...

Fabiana, excelente entrada, sin desperdicio por cierto.
Coincido al cien por ciento. Llega un punto en la vida, que sin descuidar ciertas cosas, se priorizan otras. Y eso justamente es madurez.
Me encantó!

Beso grande

Fabiana dijo...

Reflejos femeninos: Ojalá yo hubiera podido pensar así hace 10 años. Pero mejor tarde que nunca. Creo que todos mis cambios fueron buenos. Hasta salir a trabajar le permitió a mi hijo madurar asumiendo responsabilidades que antes no tenía. Y los espacios personales, son imprescindibles para aumentar la autoestima. Pero todo eso lo aprendí con los años...
Saludos.

Gamar: No es solo un número. Creo que es un balance impostergable si consideramos que llegamos más o menos a la mitad de nuestra vida.
Siento que ahora transito el camino de vuelta. Aunque trato de no ser tan extrema al respecto, pero sí me pongo a pensar en que la vida es hoy. Mañana no sabemos.
¡Y no se me deprima que usted es más joven que yo!
Abrazos.

Fabiana dijo...

Gla: Yo se que coincidimos en muchas cosas. Por eso no me extraña que hayas sentido igual alrededor de los 40. Y sentirse bien, es cuestión de cada uno. A mí me sienta bien estar cómoda, a otros los hará sentir bien la estética... Cuestión de gustos y de saber elegir o establecer prioridades.
Besos.

Cecy: Me río con tu comentario. Y te envidio eso de ser flaquita. Yo siempre tuve algún kilito de más. Y hoy tengos unos 5... Pero me da lo mismo.
De todos modos, hiciste un excelente cambio. Esos kilitos que ganaste, los ganaste en salud. Yo debería seguir tus pasos pero no sabés cuánto me cuesta tomar la decisión.
Te felicito y no flaquees, por favor.
Cariños preciosa.

dondelohabredejado dijo...

Cómo se siente cuando una persona está bien consigo misma, eh!!
Creo que lo que decís es muy sabio, y algo debe tener que ver con la edad.
Cuando este año cumplí los 48 (recién salida de una cirugía bastante brava y no en el mejor estado que una pudiera querer, ja ja ja) me miré al espejo y me dije: no estoy tan echa mierda, eh!! Y luego me volví a mirar y me dije: en realidad estoy genial!!
Qué bueno que es sentirse así, eh. A los veinte estaba más angustiada y preocupada por taradeces...
Un abrazote, nena. Que tengas muy buena semana.

Fabiana dijo...

Cris: Jajaj. Me encantan tus comentarios. Siempre me sacás una sonrisa. Pero coincidís conmigo, porque los 40, para mí, fueron el comienzo de todo eso que enumeraste. Supongo que cuando llegue a los 50, esa lista de cambios y aceptaciones seguirá siendo la misma.
Buen comienzo de semana.

Gla: ¡Es genial! Pasame la marca del detergente para ir probando. Jajajaj.
Saludos.

Fabiana dijo...

Lady Baires: Considerar y establecer prioridades en la vida es el mejor signo de madurez. Nadie es feliz con lolas nuevas y 90-60-90, si no tenemos una oreja que nos escuche o aún no pudimos empezar a concretar proyectos. Todo en la medida justa y en todos los órdenes de la vida.
Cariños.

Dondelohabredejado: Lo que vos pasaste fue una situación límite y creo que en esos casos uno empieza a pensar directamente en aquellas cosas "importantes" de verdad. Las situaciones límite nos cambian la manera de ver la vida. Yo a los 30 lo viví con la muerte repentina de mi cuñado que tenía sólo 32. Y me dije: ¡Mierda, no me puedo callar la boca cuando algo me molesta ni puedo pensar en pavadas creyendo que tengo toda una vida para hacer cosas!
Y creo que ese fue el primer cambio grande de mi vida.
Cariños.

TORO SALVAJE dijo...

Eres sabia Fabiana.
Me alegro que te sientas tan bien.

Besos.

Abuela Ciber dijo...

Tal vez porque astrologicamente se esta enfrentando la casa del nacimiento.
Pero que es una etapa de cambios....pienso que lo es.

Cariños

Fabiana dijo...

Toro Salvaje: ¡Gracias! Creo que fue lo más lindo que me dijeron en el último tiempo!
Igualmente, no se si es sabiduría, pero es felicidad por poder sacarme de encima esas formalidades que impone la sociedad. Sólo eso.
Besos.

Abuela Ciber: Creo que es una etapa de abrir las cabezas y enfrentarnos al mundo con más sinceridad y menos hipocresía.
Que tengas un lindo día.

Ricardo Miñana dijo...

Lo importante sentirte bien contigo misma, reflexivo post.
un placer pasar por tu casa.
te dejo mis saludos y que tengas
una feliz semana.

Fabiana dijo...

Ricardo: Exactamente eso es lo que busco. Sentirme bien.
Gracias por pasar.
Saludos.

SEGUIME VOS TAMBIÉN